lunes, 14 de enero de 2008

Consuelo González regresa a Colombia


Caracas.- La ex congresista colombiana Consuelo González, ex rehén de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) liberada el jueves, partió este lunes desde Venezuela hacia Bogotá para reunirse con su familia, y es portadora de pruebas de vida de ocho secuestrados por esa guerrilla.
"Voy a comprometerme a tiempo completo para trabajar por el intercambio humanitario. Ya me puse la camiseta y vamos a seguir trabajando para que los secuestrados regresen a sus casas", dijo desde el aeropuerto internacional Simón Bolívar.
González, de 57 años, quien pasó seis años y cuatro meses cautiva en las selvas colombianas, fue designada por el presidente Chávez para llevar a Colombia cartas y fotos de ocho políticos, militares y policías con los que compartió cautiverio, reseñó AFP.
"Sé que la acción conjunta del presidente de Colombia, Alvaro Uribe; y el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, va a ser altamente positiva" para nuevas iniciativas, estimó.
"La acción humanitaria por los principios democráticos y por el compromiso que tiene el presidente Chávez con el ser humano ha permitido a dos ciudadanas colombianas volver a la vida y a la libertad", dijo sobre su liberación y la de Clara Rojas, de 44 años, compañera política de la colombo francesa Ingrid Betancourt, que permanece secuestrada.
Ningún funcionario venezolano de primera línea acompañó a la dirigente política liberal, debido a que Chávez acude a la toma de posesión de Alvaro Colom en Guatemala.
Las FARC hicieron llegar las pruebas de vida a Chávez el jueves, por intermedio de la misión humanitaria organizada por el gobierno de Venezuela, bajo la égida de la Cruz Roja Internacional, que recogió a González y Clara Rojas en la selva del Guaviare (sureste del Colombia).
La senadora colombiana Piedad Córdoba aseguró que estas pruebas de vida "garantizan la decisión de las FARC de liberar a más rehenes, pero siempre con la presencia del presidente Chávez".
Córdoba ejerció de mediadora junto a Chávez, entre agosto y noviembre, buscando el intercambio de más de 40 rehenes por 500 guerrilleros presos al que aspira el grupo insurgente.
Consuelo González anunció que se reunirá con Uribe para lograr el canje humanitario.
El regreso de González se da un día después de un emotivo encuentro entre la otra rehén liberada, Clara Rojas, y su hijo Emmanuel, de tres años y medio, nacido durante su cautiverio y del cual había sido separada a los ocho meses del parto. Regresar a Inicio bersoa.com

No hay comentarios:

Registros

Visitas al sitio bersoa.com De momento a esta pág: